Clubes de 4×4

La idea de tener un vehículo 4×4 no se suscribe únicamente a disfrutar de una experiencia de manejo totalmente distinta, sino que también está asociada al hecho de pertenecer a un sector de la sociedad al que evidentemente le interesa más aprovechar su dinero en un vehículo de primera categoría que en otra cosa, y eso también quiere decir mucho de nosotros.

Seguramente como consecuencia de esta identificación que muchas personas han sentido alrededor del amor por su automóvil, en este caso SUV o 4×4, es que se han ido formando no sólo ya en Europa, sino en todo el mundo, los clásicos clubes de gente que los tiene, y que se ha fanatizado hasta tal punto, que pretende compartir todas sus vivencias y experiencias con semejantes a ellos.

De esta forma, podemos encontrarnos, por ejemplo, con que en el territorio español existen más de 300 clubes de 4×4, la mayoría de los cuales se ubica concretamente en las comunidades de Cataluña y Madrid, pero igualmente con buena presencia en otras regiones, lo que permite además que se establezcan rutas de 4×4 en la mayoría de ellas, y que se realice un interesante intercambio entre quienes conforman estos grupos.

Normalmente, sobre todo claro en el último tiempo, muchos de estos clubes se ha formado a partir de foros y comunidades virtuales de Internet, y al coincidir en espacio geográfico los usuarios, es que se dan los encuentros personales entre ellos, donde aprovechar para contarse sus historias a bordo de este tipo de vehículos, tan particulares por la cantidad de travesías que permiten realizar sin tener inconvenientes.

Con el correr del tiempo, muchas de las personas que forman parte de estos grupos comenzaron a organizar también travesías en conjunto, con lo cual por ejemplo el club de determinada 4×4 contactaba con sus pares del mismo vehículo al otro lado de España, reuniéndose todos en época de vacaciones, y al año siguiente se invertían los roles, siendo una interesante forma de tener contacto con gente de las mismas identificaciones, al menos en este aspecto.

Actualmente, si bien el contacto entre los usuarios de los distintos grupos se ha visto mermado en persona por la aparición de Internet, muchos de los clubes trabajan en conjuntos a fin de sumar sus fuerzas y realizar apariciones para eventos de distinta índole, que luego atraen a fanáticos en general, aunque éstos no pertenezcan a ninguno de ellos en particular.